El Apodo de Alfredo Di Stéfano

Alfredo Di Stéfano, considerado por muchos como el mejor jugador de la historia del fútbol, aún por sobre Pelé y Maradona, recibió el apodo de “la Saeta Rubia” a finales de la década de los años 40.

Puedes leer aqui: Porqué a Diego Maradona le decían Pelusa.

“Saeta” significa flecha y/o arma arrojadiza, proviene del latín “sagitta” (flecha).

Fue apodado por así por el periodista argentino Roberto Neuberger, de la “Revista River” debido su velocidad, era tan rápido como una flecha, y el color rubio de su cabello.

Antes de ser “la Saeta Rubia”, Di Stéfano fue conocido como ‘El Alemán’, sobrenombre que se le dio desde prácticamente sus inicios en el fútbol debido también al color dorado de su pelo que recordaba al de los germanos.

Guillermo Stábile, El Filtrador.

Guillermo Stábile, el gran jugador argentino, se consagró en el Mundial del ’30 donde motivó la admiración con su contundente capacidad goleadora. Ocho tantos, en cuatro partidos, en tan importante evento, fue el suceso más importante de su vida deportiva que lo trasportó a otros éxitos.

Guillermo Stábile nació el 17 de ene.ro de 1906, en el barrio de Parque de los Patricios. Y en los potreros de la zona expuso los primeros pasos de su fútbol en Sportivo Metán, en 1916. Después, Huracán, cuarta división ‘(1920 hasta 1930). Su club, único club que lo promocionó y entonces más adelante Europa (Genoa, Napoli, Red Star). Finalmente, un consagratorio período de director técnico en clubes y la selección.

Fue un delantero cabal, rápido para desembarazarse de la marca, intrépido para entrar en el área e imaginativo para llegar a la red enemiga. Fue eminentemente ofensivo y por ello lo lla.maron “’El Filtrador”.

Al Mundial del ’30 viaió como suplente de “Nolo” Ferreira. Pero luego del debut contra Francia, Roberto Cherro sufrió una crisis nerviosa que lo inhabilitó para el resto del torneo, Entonces Ferreira pasó como entreala izquierdo y apareció Stábile en el centro del ataque.

Gran acierto. Hizo goles en todos los partidos: 3 a México, 2 a Chile, 2 a Estados Unidos, y 1 en la final a Uruguay. Sobre 18 goles de su equipo obtuvo 8 y fue el máximo artillero del certamen.

Puedes leer aquí: Adolfo Alfredo Pedernera.

Su primera participación en el selec«cionado nacional se remontaba a 1926, cuando lo convocaron para el Sudamericano de Chile. Allí fue suplente de Gabino Sosa.

Su aparición en la primera de Huracán fue auspiciosa. Frente a Boca (1923), en partido definitorio por el campeonato, Larmeu, centrodelantero del equipo de Parque de los Patricios, estaba lesionado y lo incluyeron al entonces ¡oven Stábile. El primer partido lo ganó Boca 3 a 0, pero el segundo fue de Huracán (2 a 0), con dos golazos del recién llegado Guillermo Stábile, El desempate fue de Boca (2 a 0), pero Stábile había ganado un lugar entre los mejores, el principio de una larga trayectoria. Hasta que Huracán lo trasfirió a Genoa (Italia) en 25.000 pesos y el sueldo del jugador 1.500 por mes.

Veinticuatro años, alma goleadora, el 25 de octubre de 1930 vistió la casaca de Huracán por última vez, ante Vélez. Gran éxito también en Europa en su debut frente al puntero Bologna y sus tres goles que le asignaron a Genoa la victoria.

Puedes leer aqui: El Mundial de Uruguay 1930.

En su breve lapso vistiendo la casaca del Red Star de Francia cursó en la Escuela de Técnicos. Pero el conflicto bélico mundial clausuró su paso por canchas europeas,

Justamente como técnico resultó epicentro de muchas polémicas y ello le produjo muchas amarguras; el reverso de las reiteradas satisfacciones que le había brindado la fama de aquel “*Filtrador”.

Su carrera de director técnico —.iniciada en Huracán en 1940reconoció su más alta productividad con el Racing tricampeón (1949-1951) y con los títulos sudamericanos de la selección (el más recordado, Sudamericano de 1957, en Lima, logrando el título con esta delantera: Corbatta, Maschio, Angelillo, Sivori y Cruz —-los ”Caras Sucias’*—), pero fue bruscamente cercenada por el fracaso del equipo argen. tino en el Mundial de Suecia. Toda la responsabilidad cayó en los hombros de Stábile; muchas ofensas e injurias quebraron su alma: el caro precio de la ingratitud humana.

El 27 de diciembre de 1966, a los 60 años, murió en Buenos Aires y un diario italiano al día siguiente tituló su pagina deportiva así: ”Ahora el “Filtrador’ es en verdad leyenda” (“Ora il Fil.trador e davvero leggenda’”).

Adolfo Alfredo Pedernera

Fue uno de los grandes genios de nuestro fútbol. Su excepcional calidad alcanzó a brillar a nivel de auténticas clases magistrales. Delantero con velocidad, pique, freno, habilidad, gambeta, inteligencia, coraje, notable visión del juego.

Conductor nato. Personalidad avasallante. Gran manejo de balón. Potente remate desde cualquier distancia. Perfección para pegarle a la pelota con ambos pies. Genio del fútbol, entre los más grandes de cualquier época y jugar.

Se llama Adolfo Alfredo Pedernera, aquél que naciera en Avellaneda el 15 de noviembre de 1918 y que tuviera su comienzo amateur en Cruceros del Plata, club del barrio Parque de los Patricios. Aquel que Apodaran “Maestro”, Don Adolfo, “Genio”, “Napoleón del fútbol” y que comenzó a jugar oficialmente en la sexta división de Huracán, en 1931, pero que luce su calidad durante un largo ciclo en River Plate (1933-1946) e integrante de “La Máquina”, breve lapso en Huracán (1948), cuatro años en Colombia, y un tiempito en Atlanta y despedida otra vez en Huracán.

Tenía 16 años cuando debutó en primera división (1935) y el 26 de mayo de 1937, a los 18, firmó su primer contrato profesional y un año más tarde fue llamado a integrar la selección nacional. En Brasil, por la disputa de la Copa Roca, fue suplente del “Chueco” García y no alcanza a jugar, Su debut con la casaca albiceleste se produjo el 18 de febrero de 1940, en el encuentro frente a Uruguay, por el trofeo Chevalier Boutell, en el estadio de Independiente. Argentina ganó 3 a 1 y Adolfo Pedernera marcó el segundo tanto.

Puedes leer aquí: Guillermo Stábile, El Filtrador.

En 1940 jugó en las dos puntas del ataque y comienza a definirse como jugador funcional.

En “la conquista del Pacífico”, que engloba encuentros frente a los peruanos y chilenos por las copas Presidente Ortiz y Sáenz Peña y el sudamericano realizado en el estadio Nacional de Santiago de Chile, actuó como puntero derecho, la mayoría de las veces haciendo pareja con José Manuel Moreno, realizando estupendas actuaciones, que fueron la admiración en el público de los países vecinos.

Luego, en el de 1942, en Montevideo, actuó como entreala y fue el centrodelantero del equipo campeón sudamericano de 1946. En esa oportunidad los acompañaron dos grandes entrealas: Méndez y Labruna. Fue un estupendo equipo, en el que también actuó De la Mata, Salomón, Sobrero, Loustau, Pescia, Strembel, Vacca y Fonda. Pedernera hizo un gol ante Chile y el primero con Uruguay en el clásico rioplatense.

Fue en definitiva el delantero de los cinco puestos del ataque, Y el creador en el arranque de la maniobra, el continuador en la búsqueda del arco rival y el hombre que entra en el área a definir. Todo manteniendo esa increíble habilidad para la gambeta y la conducción de la pelota en carrera cuando era puntero. Ahora, agregándole la capacidad de conductor con gran talento. Son años de esplendor: 1941, 1942, 1943.

Pero, en 1946 —y después de ser operado de un menisco, que le hizo perder algo de su anterior pique—, Pedernera fue el director de campo del seleccionado argentino, que en Buenos Aires se adjudicó el torneo sudamericano. En el tormentoso partido final contra Brasil, cuando Salomón sufrió la fractura de su plerna derecha, su capacidad se mantuvo, su serenidad, su talento imperturbable le abrieron al corijunto locaj el camino de la victoria, concretada en el marcador gracias a Norberto Méndez, tras dos pases suyos.

En suma su campaña en la selección nacional llega a los 20 partidos , jugados, 7 goles convertidos, con : un promedio de gol por partido de 0,350.

Pedernera luego se puso el buzo de director técnico en Nacional de Montevideo. Después gran campaña con Gimnasia y Esgrima de La Plata. Más tarde Huracán, Independiente, Témperley, América, Cali de Colombia, en el Mundial de Chile tuvo la selección colombiana, Boca Juniors, Quilmes, Independiente y el 6 de setiembre de 1968 se hizo cargo de la selección argentina, a un mes de la serie eliminatoria para el Mundial de México. Adolfo Pedernera o simplemente Adolfo, siguió siendo aquel que hizo del fútbol una permanente clase magistral de inconmensurable talento.

Quién fue Ferenc Puskás, uno de los mejores jugadores de la historia

Ferenc Puskás nació en Budapest la capital de Hungría, el 2 de abril de 1927 bajo el nombre de Ferenc Purczeld Bíró.

Fue uno de los mejores futbolistas de la historia del fútbol del siglo XX y entrenador hispano-húngaro, según la UEFA y la FIFA, el máximo organismo futbolístico.

Puskas formó parte de los históricos equipos de Budapesti Honvéd Sport Egyesület y el Real Madrid, siendo este último el que lo catapultó a la fama, siendo recordado como uno de los máximos goleadores de todos los tiempos.

Puedes leer aquí: Los equipos de Ferenc Puskás.

 Fue jugador internacional vistiendo la camiseta de dos países, acontecimiento permitido en la época, disputando 85 juegos con la selección húngara, conocida como el “Equipo de oro” obteniendo la Medalla de Oro en las Olimpiadas de Helsinki 1952 y el subcampeonato en la Copa Mundial de Suiza 1954. También fue parte del seleccionado español, jugando 4 encuentros luego de adoptar la nacionalidad española en 1961.

Puskás era apodado “Cañoncito Pum” gracias a su potente disparo de zurda y a su gran cantidad de goles. Es así como en 2004 fue elegido por FIFA como el Máximo goleador del siglo, ocupando el sexto lugar en el ranking del Mejor futbolista del siglo publicada por IFFHS en 2004.

Gracias a su poder de gol la FIFA decidió a partir de la la temporada futbolística 2009-10 que se otorgue el Premio Puskás en su honor.

Puedes leer aquí: Qué es el Premio Puskas.

En los clubes donde participo conquistó quince títulos, cinco ligas húngaras, cinco ligas españolas, un campeonato de Copa de España, tres Copas de Europa, una Copa Intercontinental, y fue cuatro veces goleador de la Primera División de España.

Se retiró siendo el segundo máximo goleador de la historia del Real Madrid C. F. siendo superado nada más y nada menos que por su excompañero de equipo Alfredo Di Stéfano, integrantes del recordado «Madrid de Di Stéfano» o «Madrid de las cinco Copas de Europa», señalado por la UEFA como uno de los mejores equipos de la historia.  Siendo considerado como el mejor club del siglo xx, gracias a las cinco finales consecutivas ganadas de la Copa de Europa, participando Puskás en las dos últimas, antes de vencer una tercera en 1966 marcando un total de siete goles siendo el récord histórico de la competición junto a Di Stéfano.

Ferenc Puskás es considerado hasta el momento como el mejor jugador húngaro de la historia.

Luego de su retirada como jugador de fútbol en 1966 fue técnico donde entrenó a 13 equipos distintos en 27 temporadas, y habiendo dirigido al menos a un equipo de cada una de las confederaciones continentales, siendo su mayor logro un subcampeonato de la Copa de Europa en la edición de 1971 con el Panathinaikós Athlitikos Omilos frente al Amsterdamsche Football Club Ajax de Johan Cruyff.

Luego de su fallecimiento el 17 de noviembre de 2006, a la edad de 79 años, en su ciudad natal Budapest, Hungría, fue incluido de manera póstuma por la FIFA en el salón de la fama del fútbol en el año 2011.10​11​ debido a sus goles, logros y trayectoria

Fue también incluido en el proyecto predecesor, el International Football Hall of Champions (IFHOC-FIFA) en 1997.

En que equipos jugó Ferenc Puskás

Puskas, el extraordinario jugador húngaro que se desempeño entre 1940 y 1960 integró los siguientes equipos:

1943-1949: Kispest F. C. – 175 partidos / 192 goles.
1949-1957: Budapesti Honvéd S. E – 177 partidos / 170 goles.

Puedes leer aquí: Qué es el Premio Puskas.

El Kispest F. C. club que en 1949 paso a llamarse Budapest Honvéd Football Club es un equipo de la capital de Hungría, Budapest, fundado en 1909 como Kispesti Athlétikai Klub debido a que el club tiene su sede en el distrito de Kispest.

1958-1966: Real Madrid C. F. 156 partido / 180 goles.