Previo al Primer Mundial de Fútbol

Previo al Primer Mundial de Fútbol

Las condiciones para la extensión del Fútbol y suconsolidación en zonas geográficamente tan dispares como Europa y América Latina estaban ya bien perfiladas allá por el 1900.

Sobre dichos cimientos, pensados y materializados por los británicos, se alzó el gran edificio del fútbol mundial, atendiendo a las necesidades de las diversidades nacionales.

Así, aunque algunas federaciones ya eran visibles a fines el siglo XIX, lo cierto es que en el primer cuarto del siglo XX, la fiebre asociativa se destacó sobre cualquier otro tema en los circuitos futbolísticos, de forma paralela al creciente auge de las competiciones nacionales o internacionales.

En esa época privó, entre quienes buscaban el ordenamiento de las actividades del nuevo deporte, objetivo de la organización para controlar su difusión y su mantenimiento. Por lo que el fútbol trajo consigo, casi desde su nacimiento, el espíritu del fútbol corporativo que representan las federaciones.

Hacerlo crecer en un sentido más federal, profesional y competitivo, eran las tres lógicas consecuencias para que fútbol ingrese en su etapa de expansión. Ya algunos años las distintas federaciones del Reino Unido, escocesa e irlandesa desde que se inició el siglo XX.

En otros países, como Holanda, la federación estaba desde 1889.

Hasta 1926, Argentina, aunque oficialmente no tuvo una organización federativa única y centralizada, contaba con diversos organismos que realizaban funciones de coordinación y redacción.

Uruguay, por su parte, estuvo en primera línea a la hora de unificar criterios, y en 1900 se fundó su federación nacional.

En el resto de Europa el proceso fue también rápido. Por ejemplo en España, Cataluña fue la sede de la primera federación de fútbol, donde en 1900 se fundó la Federación Catalana, en Barcelona, primera ciudad industrial Española.

En Madrid en cambio, el proceso fue peculiar. En 190 se fundó la Federación Española de Fútbol, hecho que aceleró el crecimiento del Madrid Club de Fútbol, el primer equipo de la capital, que nació simultáneamente con el segundo club catalán: el Español Deportivo. O sea que en la capital, y quizá no por casualidad, nació antes el fenómeno burocrático que la realidad deportiva propiamente dicha.

Posteriormente la Federación Nacional Española fue la que organizó en el mismo año de su nacimiento el primer torneo peninsular de fútbol. Participaron catalanes, castellanos y vascos, llegando a la final de esta primicia competitiva el Club de Fútbol Barcelona y el Vizcaya Fútbol Club, venciendo los vascos por el tanteo de 2 goles contra 1.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *